SKECHERS GORUN RIDE 3

A finales del año pasado tenía la oportunidad de probar un par de modelos de Skechers, la GOrun 2 y la GoBionic Trail, en ambos casos con un resultado muy satisfactorio, que además venía a corroborar las impresiones que había ido recibiendo de la marca. Con el nuevo año nos introducimos en la nueva temporada con las SKECHERS GORUN RIDE 3.

Skechers GoRun Ride 3

Skechers GoRun Ride 3

Se trata de una zapatilla que mantiene la filosofía marca de la casa, con drop bajo (4mm) pero en este caso con mayor grosor de suela y por tanto mayor amortiguación, sin dejar de ser flexible, muy blandita, muy cómoda y muy ligera.

Skechers GoRun Ride 3

Skechers GoRun Ride 3

LA MEDIASUELA / SUELA

El conjunto suela/mediasuela que emplea al GoRun Ride 3 está basado en un compuesto muy ligero y moldeado por inyección llamado Resalyte. Forma una única unidad sin ningún elemento que intervenga o modifique la pisada y vista lateralmente tiene una forma similar a un “balancín”, con “biselado” en el talón y punta los cuales se elevan apoyando únicamente con la zona media para favorecer una pisada con el mediopie (M-Strike).

Skechers GoRun Ride 3

En la suela se observan algunos rebajes para aligerar peso, facilitar la flexibilidad y se pueden apreciar unos sensores circulares GOimpulse  que actúan de forma independiente, reubicados en esta edición con una ganancia en adaptabilidad y un mejor agarre y resistencia a la abrasión.

Skechers GoRun Ride 3

Skechers GoRun Ride 3

Adicionalmente en la caja viene un par de plantillas por si queremos una experiencia aún más amortiguada (2in1 Custom Fit) o por si se quiere personalizar el grado de confort/peso dependiendo de si realizamos un entreno o las utilizamos para una carrera.

EL UPPER

El corte superior emplea diferentes paneles con distintos tipos de malla y texturas dependiendo de la zona a “tratar”. En el antepie, aparte de un protector en la punta tiene un panel en la parte superior de una malla muy flexible y con buena ventilación que mantiene el pie siempre ventilado, que se une mediante costura plana para evitar posibles fricciones.

Skechers GoRun Ride 3

Recorriendo los laterales tienen una malla más “rígida”, más estructurada, que le da más soporte al pie, sujetándolo y evitando desplazamientos. Al igual que vimos en la GOrun 2, la ausencia de contrafuerte puede hacer pensar en cierta inestabilidad pero lo cierto es que cuenta con un óptimo ajuste gracias también a un collar muy bien acolchado que no deja espacios en la base del tobillo.

Skechers GoRun Ride 3

La lengüeta tiene un acolchado considerable y compacto, que mantiene la presión de los cordones a raya y aporta confort.

Skechers GoRun Ride 3

ASÍ ME HA IDO…

En la Skechers GoRun Ride 3 al igual que el resto de zapatillas de la marca que he tenido la ocasión de probar, si hay algo en lo que destaca a priori es su ligereza. Ni más ni menos que 258 gramos para una zapatilla en talla 46 (12,5 USA) que presume de una mediasuela con un grosor y amortiguación, digamos, generosos. “Culpa” de ello tiene en gran parte el compuesto Resalyte que tan buen resultado está ofreciendo. A pesar de tanto grosor de suela la zapatilla tiene mucha flexibilidad que va de menos a más. Del talón a la zona media es más sólida, menos flexible, más resistente a la torsión, y a partir de ahí, del mediopie a la punta, se puede doblar a placer en cualquier sentido, pero manteniendo de forma consistente la rigidez en la zona media y el talón. Y todo ello sin añadirle nada, solamente jugando con el grosor de la suela.

Skechers GoRun Ride 3

Una vez que te las pones en los pies puedes sentir la cantidad enorme de amortiguación que llevan. Si las GOrun 2 ya me parecían muy cómodas, las Ride 3 pueden llegar a ser lo más parecido a pisar una nube, algo que mejora al ponerles la plantilla removible que viene en la caja (Custom Fit). Cómodas no, lo siguiente. Si a ello le añadimos una horma amplia y generosa, para no sentir agobios, con un extra de espacio para los dedos y, además, un interior extremadamente suave, tenemos como resultado una zapatilla que no te quieres quitar, exponente de confort y comodidad que se aprecia, sobre todo, al llevarlas sin calcetines. Calza más bien completito, así que es valorable probarse medio número menos del habitual.

Todo esto podría hacer pensar que en Skechers han hecho una zapatilla muy cómoda (y lo han conseguido) y que, a la hora de correr, que es lo que realmente nos interesa, sean un “misto”. Pues nada más alejado de la realidad ya que también tienen su dosis de velocidad.

Skechers GoRun Ride 3

Con esa forma tan balanceada de la zapatilla y un drop de 4 mm se consigue una pisada más adelantada muy fácilmente. En este sentido encuentro que se consigue una pisada fácil de mediopie (M-Strike), más suave y con una transición más fluida/suave que comparando con la GOrun 2, donde se nota más “taco” bajo el arco. Se me hacen inevitables las comparaciones. Toda la suela es completamente plana y además parece sobredimensionada, muy ancha que contraresta en estabilidad a tanta amortiguación. Ello unido a la mayor rigidez en talón y bajo el arco hacen que el aterrizaje sea más estable, excepto en giros rápidos que encuentro que le falta un pelín. El rebote que ofrece es alto, así que sin darte cuenta te ves rodando con ella a un ritmo rápido casi sin quererlo. El grip es muy bueno tanto si corres sobre asfalto o cemento incluso estando mojado, situación en la que me ha tocado correr con algún chaparrón y el comportamiento ha sido impecable. Sobre tierra compacta, por ejemplo en el parque, le falta algo más de agarre ya que la suela es poco “incisiva”. Al tener tanto grosor de mediasuela y tanto acolchado, además de notarte “alto”, se pierde sensación de suelo, así que para quienes prefieren perfiles bajos y tactos firmes, evidentemente esta no es su zapatilla.

[youtube]0fZtUUaOqSg[/youtube]

En el corte superior se combina la flexibilidad con un buen soporte lateral, donde puedes notar como se “contiene” el pie. La lengüeta tiene un acolchado compacto que absorbe la presión de los cordones, con una “pre-forma” que se adapta al empeine. El collar tiene un acolchado generoso, sobretodo por encima del talón, consiguiendo todo el conjunto un buen ajuste y sujeción. El interior se ha cuidado mucho y se ha recubierto con un forro muy suave al tacto, por lo que resulta un “desperdicio” ponerse unos calcetines.

CONCLUSIONES

La Skechers Gorun Ride 3 es una zapatilla neutra que, aunque dentro de la gama podríamos decir que es “la zapatilla de entrenamiento”, no deja de ser una zapatilla muy ligera con la que puedes ir de forma consistente con cierta “alegría” a ritmos más lentos de 4’/km, lo cual ya es ir rapidito.

Por su poco peso y alta amortiguación encuentro que va a ser muy versátil según el usuario:

– Así que los corredores más ligeros podrían destinarla como eso, como zapatilla para entrenamiento diario, teniendo otras opciones más rápidas y más ligeras dentro de la marca para competir.

– En corredores de peso medio, a no ser que sean muy rápidos, pueden darle uso tanto para competir (en función de los ritmos) como para entrenar cualquier distancia.

– Y quienes vayan con un poco más de peso también le darán buena cuenta de ellas tanto para entrenar como para competir aunque en distancias más cortas.

También puede representar una opción interesante para quienes quieren introducirse en zapatillas con drops más bajos pero sin renunciar a una buena amortiguación o para “practicar” una pisada más adelantada.

Para finalizar volveré a incidir (por si a alguien no le quedó claro) que son muy, muy…. pero que muy cómodas.

Tienen un precio de 74,95 €.

Skechers GoRun Ride 3

Skechers GoRun Ride 3

4 pensamientos sobre “SKECHERS GORUN RIDE 3

  1. Pía Carolina

    Hola! Tengo pensado empezar a correr (hago mucho deporte, pero no running) y estas zapatillas me han encantado, me las quiero comprar pero necesito saber tu opinión. Sera necesario comprarme un número superior para correr? Yo tengo miles de sneakers de Skechers y todas son mi número exacto (plantilla de 24cm para mi pie de 23.5cm) y me quedan súper perfectas para lo que hago (TRX, crossfit, aerobox, zumba, cardio, rebounding y mucha caminata rápida). No sé si para correr será la misma comodidad. Además, fíjate que también vi otro modelo que me gustó, que es el Go Run 3 (a secas, sin el “ride”), pero parece que son más minimalistas, qué me convendrá más? Mi idea es poder usarlas también en el gimnasio y para caminar. Gracias por tu tiempo!!!

    1. equipatetrailandrunning Autor

      Hola Pía,
      Pues de talla suelen ir sobraditas. Quiero decir que yo normalmente uso un 46 en zapatillas y sin embargo con Skechers tengo que recurrir a medio número menos. Si ya tienes la experiencia con otras deportivas de la marca yo no creo que varíen mucho, pero de todas formas lo mejor será probartelas, por si acaso.
      Si hay algo que caracteriza los modelos es su ligereza, gran flexibilidad, mucha amortiguación, con un tacto muy mullido. Probablemente con la GoRun 3 ya tuvieras más que suficiente en cuanto a amortiguación, la Ride es más gruesa y más amortiguada aún. Si no te gusta flexible la Ride (aunque sigue siendolo) es algo menos que la GoRun, aunque en esta última tendrás más estabilidad al ser más bajita y con menos grosor de mediasuela.

  2. Pingback: SKECHERS GORUN 4 REVIEW | EQUÍPATE!!! TRAIL and RUNNING

  3. Pingback: GOrun Strada: LAS PRIMERAS SKECHERS CON SOPORTE | EQUÍPATE!!! TRAIL and RUNNING

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *