JOMA STORM VIPER: LAS ZAPATILLAS MÁS VANGUARDISTAS DE JOMA

Cuando ves las Storm Viper, si eres de los que conocen algún modelo de Joma, seguro que te sorprendes y no puedes menos que pensar que “ojalá éstas zapatillas sean un punto de inflexión en la marca toledana”.

joma-storm-viper-portada

Son de las más innovadoras que les he visto hacer hasta ahora y rompen completamente con su tradición de hacer zapatillas que incluyen tecnologías que, aunque son solventes y resultonas, están algo trilladas y acaban dando lugar a zapatillas que parecen de hace cuatro o cinco años.

En el caso de las Storm Viper han tirado la casa por la ventana y hasta se la han jugado con un nuevo compuesto en la mediasuela (Rebound), infinidad de refuerzos termopegados y un upper que parece (o es) neopreno.

Según Joma, es su zapatilla más vanguardista pero, ¿será funcional o será mera apariencia? Vamos a analizarla a ver qué encontramos.

joma-storm-viper-nombre

Mediasuela:

El protagonismo de la mediasuela creo que se lo debemos conceder al Rebound que, aunque Joma lo presente como su gran innovación en la suela, que le da más rebote y tal y tal, está claramente ubicado en la mediasuela.

Al ser toda blanca cuesta verlo pero está ubicado en la parte inferior, en contacto con la suela, tanto en el talón como en el antepié y, si lo miráis de cerca, podéis verle un acabado similar al del Boost o el EVERUN.

joma-storm-viper-mediasuela-rebound

¿Será poliuretano (PU) o Phylon? Según Joma, es Phylon, al igual que el resto de la mediasuela pero, después de ver cómo lo han promocionado ya no me fiaría. No obstante, me da que es simplemente un acabado para simular ese aspecto y que no es poliuretano.

Al presionarlo, vemos que es algo más duro que el otro phylon, el que queda más cerca del pie pero no es porque sea más firme sino porque tiene mayor rebote. De hecho, ahí es donde reside su gran ventaja respecto a los compuestos que utilizaba antes Joma (p. ej. el Blow Up que era excesivamente duro y sin respuesta). La diferencia de tacto respecto a modelos anteriores como p. ej. las Fast es muy grande y, tanto en las Storm Viper como en las Carrera Otoño – Invierno 2016 es de lo primero en que te fijas. ¡Por fin vuelve Joma a hacer zapatillas con un tacto no excesivamente firme y con algo de respuesta!

Para que no se convierta en un bloque que limite la movilidad, se ha segmentado totalmente, creando uno de los llamados crash pad, sobre todo en la cara externa (me recuerda mucho a los de algunas Saucony). De esta forma, el pie va apoyando progresivamente sin caer a bloque. Para ganar estabilidad en esa zona, el primer taco (el central) es muy grande y los dos interiores están un poco más unidos además de que se ha dejado uno en el centro del talón. Con todo esto, la estabilidad del talón es bastante buena, como suele ser habitual en esta marca.

joma-storm-viper-mediasuela-exterior

 

Tienen una altura de 26 milímetros en el talón que las ubica en la media de su segmento y, levitra precio según Joma, el drop está en 12 milímetros aunque diría que puede acercarse a los 10 milímetros o al menos esas son las sensaciones al correr con ellas. Puede engañar un poco el hecho de que sean tan amplias y estables y que la dinámica, aunque tengan rebote no es excesivamente ágil, no se siente que lancen el pie hacia delante. No obstante, tampoco es su objetivo porque son unas zapatillas de entrenamiento, no unas mixtas o voladoras.

El tacto es más bien firme pero como tienen una buena capa de ese Phylon algo más blando, un footbed también blandito y una plantilla de 4-5 milímetros, al final las notas bastante confortables así que se puede rodar con ellas a ritmos tranquilos con bastante confort. En el talón se nota mucha más amortiguación que en antepié, seguramente por la cápsula del Pulsor.

Para dar un plus de estabilidad, la mediasuela ha subido ligeramente por los laterales, tanto por la cara interior como por la exterior así que, aunque tengan poco marcado el arco, dan bastante soporte sin que éste sea intrusivo.

joma-storm-viper-mediasuela-interior

La verdad es que, aunque el Rebound no es tan revolucionario como pregonan, hay que reconocer que la mediasuela de las Storm Viper sí que supone un gran cambio respecto a modelos anteriores y, hasta la fecha, es una de as que más me ha gustado en los modelos que he probado de Joma.

Suela:

La suela de unas Joma es siempre una incógnita y una de las zonas a las que más ganas les tengo porque creo que tienen muchísimo margen de mejora y que podrían conseguirlo con mucha facilidad.

Pues bien parece que en las Storm Viper han dado con un buen equilibrio entre todas las componentes y, manteniendo el buen comportamiento en seco y en tierra y la gran durabilidad, han conseguido que no patinen en cuanto aparece un poquito de agua o, al menos, no seré yo el que se lo critique esta vez.

En la suela vemos tres colores pero la dureza de todos ellos es muy pareja así que diría que su comportamiento es muy similar salvo por las diferencias que pueda haber por el diseño y posición del taqueado.

En el talón se ha primado el apoyo, con tacos planos, podríamos decir que uno por cada bloque de la mediasuela y, como comentaba en el apartado anterior, se nota mucha seguridad en el apoyo y el pie no cae a bloque.

joma-storm-viper-suela-detras

En la zona media, aunque no haya tacos, no los he echado en falta salvo cuando  he pisado alguna piedra o raíz al salir del asfalto y me plantearía recubrir el Stabilis porque creo que puede sufrir más de la cuenta y quién sabe si cascar.

En cuanto al antepié, la forma clásica de Joma: perímetro con taco plano y centro con taquitos pequeños. Fórmula sencilla pero que da muy buen resultado sobre todo en tierra compacta y camino de parque donde agarran muy bien.

joma-storm-viper-suela-delante

Aunque no haya ranuras de flexión que crucen completamente la zapatilla, arquean bastante bien para el grosor que tiene de mediasuela y suela y no hace cortes bruscos. Quizá le falta un poco de pegada en el final de la pisada pero no sé bien cómo lo podrían conseguir porque la puntera está relativamente curvada y si la hicieran más rígida delante a lo mejor sería incómoda. De todas formas, estamos ante unas zapatillas de entrenamiento así que no se le debe pedir más caña, con la que tienen van más que servidas.

joma-storm-viper-suela-grosor

Upper y Horma:

El upper es lo que más me ha sorprendido y reconozco que he tenido que recular en mi crítica inicial porque empecé viéndolo como un upper regulero y al final me ha gustado bastante.

La base es de neopreno, muy suave por fuera y de un tacto muy agradable por dentro, tanto, que se pueden llevar sin calcetines si se quiere. Aunque sea de neopreno, no penséis que es un calcetín porque la horma sigue siendo como las de todas las Joma, amplísima.

joma-storm-viper-interior

Este neopreno se ha recubierto mayormente con unos plásticos termopegados que envuelven todo como si fuera una telaraña encargándose de darle estructura pero sin limitar la adaptabilidad. Seguramente habrían podido ajustar un poco la horma aunque quizá eso habría ido en detrimento de la filosofía de marca y de los que necesitan plantillas personalizadas.

joma-storm-viper-termopegados

Aunque se hayan utilizado estos termopegados, no se han descuidado las protecciones contundentes en los sitios clásicos como la puntera y el talón donde no se han andado con chiquitas y han puesto unos señores refuerzos sintéticos.

En el de la puntera se lo han currado mucho y se han permitido detalles como el darle un poco de textura, dejarle aberturas delante, hacerlo simétrico con la parte exterior algo más larga y la interior que queda sin llegar hasta la base, …

joma-storm-viper-upper-antepie

En cuanto al del talón recubre casi todo el contrafuerte, ancho y contundente como siempre y contiene en su interior un gran reflectante que garantiza que te puedan ver por la noche desde casi cualquier sitio.

joma-storm-viper-reflectante

La lengüeta está muy acolchada, demasiado para mi gusto y no es de neopreno sino de rejilla clásica. No es muy alta y, a pesar de la presilla, tiende a irse un poquito hacia el exterior, sobre todo si no te las atas muy fuertes.

joma-storm-viper-lengueta

El collar, mullido como siempre aunque no es un montón de acolchado sin sentido sino que es más bien medio y apenas un centímetro y algo con lo que la sujeción es bastante buena. Laxa y amplia, pero buena al fin y al cabo. Aun así, no sería raro que algunos tuvieran que recurrir al ojal adicional.

joma-storm-viper-upper-talon

De largo, normales así que mantened la talla USA habitual.

Dinámica de las Joma Storm Viper:

Rodadoras, pero con un pelín de chispa, sí, por fin en unas Joma, ¡viva!

No os penséis que son un bólido pero no son tan trotonas como las Hispalis o las Carrera a pesar de que se sientan también muy amortiguadas y tengan un tacto bastante agradable.

joma-storm-viper-puestas

Aunque el nuevo Rebound les dé cierto rebote y respuesta, al ser tan amplias y tener tanta resistencia a la torsión, cuesta hacerles perrerías (léase giros rápidos) pero si hay que ponerse a rodar a cuatro pelado en rectas, no hay problema (aunque su velocidad crucero va más por la línea de los 4’15’’/km – 4’45’’/km).

En el 8.5 USA han marcado 280 gramos así que en el 9 USA de referencia estarán por los 290 gramos o un pelín más. Nada mal contando que las Joma suelen pasar de los 300 gramos por bastante y que, en el fondo, las Storm Viper podrían servir para corredores de bastante peso.

Por seco, sin problemas, por tierra compacta e incluso algo de piedrecillas, perfecto y, si toca agua, no tengáis miedo aunque no os descuidéis. Eso sí, rascar todo lo que queráis porque hay suela para muchos kilómetros.

joma-storm-viper-puestas-suela

El upper es muy agradable pero no os paséis con los calcetines porque no es excesivamente transpirable (es un problema del neopreno), mejor calcetines finitos y llevad cuidado con los roces porque no le hacen mucha gracias.

Aunque sean neutras, son bastante estables y también aguantan bastante peso así que tenedlas en cuenta si sois corredores de peso medio – alto y queréis unas zapatillas para rodar pero que no se quejen si toca pisarles un poco el acelerador (no como a unas mixtas pero sí más que a unas berlinas rodadoras).

Además, por el precio de salida que tienen, a poco que os sintáis un poco a gusto con ellas, no os lo penséis mucho y dadles una oportunidad porque os pueden dar mucho juego.

joma-storm-viper-puntera

PROs & CONs:

PROs:

  • Muy buena relación calidad – precio.
  • Upper muy suave y agradable al tacto.
  • Rodadoras pero con un pelín de chispa.
  • Aguantan mucho peso y también se pueden llevar con pesos medios – bajos.

CONtras:

  • El neopreno no aguanta bien los roces.
  • Algo toscas para hacer giros rápidos.
  • Collar muy amplio / ancho.

joma-storm-viper-upper-mediopie